Me gusta cuando me pasás la yema de los dedos por la piel. Cuando me acariciás despacito y cuando apretás un poco más fuerte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *